Mengíbar. El Ayuntamiento pone plazos para que la residencia entre en servicio

Jesús Vicioso Hoyo / Diario Jaén

El equipo de Gobierno abre el curso político con una meta para el presente año:desbloquear el cierre de la residencia de ancianos.La nueva delegada de Salud y Bienestar Social, Ángeles Jiménez, hizo su primera visita a la ciudad, donde los responsables le explicaron los entresijos de un servicio que aún no se ha estrenado.

La residencia de ancianos de Mengíbar existe, pero solo como nombre de un edificio sin uso. Nunca entró en funcionamiento, y eso que hace ya años que se construyó, por los problemas económicos de la empresa adjudicataria del servicio, la Federación de Organizaciones Andaluzas de Mayores(FOAM). Tras un tiempo de espera, el Gobierno local quiere impulsar la búsqueda de una solución definitiva sin que se tenga que llegar a los tribunales, y así se lo hicieron saber a Jiménez el alcalde,Gil Beltrán, y el concejal delegado deBienestar Social, Juan Peña. Por ello, en la primera visita de la delegada territorial a Mengíbar se llegó a un acuerdo para convocar una reunión en la que estén presentes representantes de todas las entidades implicadas —elAyuntamiento, la Junta y la FOAM—, para que no haya más prórrogas. La cita acontecerá en las próximas semanas, a principios de octubre como muy tarde, según anunció Beltrán, quien añadió que del encuentro tendrán que salir “acciones concretas”.

“Si a finales de año no se ha llegado a una solución, el Ayuntamiento forzará a laFOAM a que cumpla con su parte, es decir, que afronte la apertura de la residencia de ancianos.Si no, nos veremos obligados a llevar el asunto a instancias superiores”, expresó el máximo responsable mengibareño, Gil Beltrán.

 

Esta entrada fue publicada en Noticias y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.